Presentacion

Jóvenes adventistas convierten crisis mundial por coronavirus en oportunidad para testificar online

Haciendo frente a la crisis por la pandemia del Coronavirus (Covid-19) que implicó la suspensión de actividades como el Día Mundial de la Juventud Adventista (Global Youth Day -GYD por sus siglas en inglés), los jóvenes de la Universidad de Montemorelos se valieron de la creatividad y herramientas disponibles no solo para sacar adelante el GYD sino para implementar estrategias de testificación para realizar durante una semana, un mes y hasta un año.

“Este mes que el país está pasando por una situación difícil, tenemos que buscar los momentos en que se necesitan jóvenes como ustedes para servir al país, a la región, al municipio y a esta comunidad, para servir en un momento de crisis”, comentó el Prof. Ismael Castillo, rector de la universidad, durante la presentación de las nuevas actividades.

El Día Mundial de la Juventud Adventista es un día establecido para celebrar la labor del movimiento global de jóvenes movidos por el servicio, y qué mejor que hacerlo con actos de bondad. En este sentido, y por tratarse de una fecha en la que se invita a testificar, el lema de este año fue Yo Cuido, para enfocarse en cuidar de los desamparados, extranjeros y refugiados siguiendo el ejemplo de Jesús.

En este marco, cerca de 1600 jóvenes de la universidad y la Asociación del Noreste estaban listos para salir a las calles a testificar del amor de Dios el pasado 14 de marzo, pero las actividades fueron suspendidas. A pesar de que este evento que beneficia a tantos fue cancelado, respondiendo a las medidas sanitarias de prevención para evitar la propagación del Covid-19, los jóvenes del Ministerio Juvenil Doulos propusieron el Yo Cuido Challenge (Reto Yo Cuido), que consiste en una serie de actividades alternativas para testificar en las redes sociales por toda una semana.

«Tras situaciones que estamos pasando de salud, la idea de reemplazarlas es que pudiéramos durante esta semana ser el sermón viviente y demostrar la resiliencia de los jóvenes pese a las dificultades que se han pasado, transformando estas dificultades en oportunidades para transmitir el mensaje, y qué mejor que aprovechando la semana de oración con el director de jóvenes y poder compartir un mensaje especial», explicó Neyeni Cruz, coordinadora del Ministerio Juvenil Doulos.

El día uno de Yo Cuido Challenge implica colocar el logo del Día Mundial de la Juventud Adventista o GYD en los perfiles de las diferentes redes sociales; para el día dos se nos invita a cuidar nuestro planeta y en ese sentido orar por la situación actual del mundo y subir nuestras oraciones en historias de Instagram, Facebook o Whatsapp con las plantillas oficiales creadas por el Ministerio Juvenil Doulos.

Yo cuido a mis amigos es el reto del día tres, para el que crearemos una manera creativa de saludar evitando el contacto físico; para testificar de una forma más activa, en el día cuatro debemos cuidar de los que no conocemos, por ejemplo, pagando la cuenta de alguien más si estamos en una fila para pagar una cuenta.

Las personas que ejercen un rol de liderazgo en cualquier área toman decisiones trascendentales todos los días, y más en los días por venir debido a la crisis que enfrenta el mundo. En este sentido se nos invita a cuidar de ellos llamándolos para orar por ellos y la toma de decisiones. El reto del día seis consiste en cuidar de nuestros vecinos o compañeros de residencia enviándoles una nota motivacional.

Para cuidar de nuestras familias el día siente presenta el reto de realizar una llamada inesperada a algún familiar y orar también por ellos; y el día ocho, nos invita a cuidar de nosotros con especial atención a la salud por lo que debemos grabar un video de nosotros lavándonos las manos adecuadamente al mismo tiempo que cantamos algún canto.

La creatividad y las ganas de servir han transformado una crisis en oportunidad. A todos los que participen se les ha animado a compartir sus experiencias en las redes sociales con el #GYD2020UM y #GYD2020 para animar a otros y a manera de testificación.

«Creo que algo bonito de trabajar en el área de jóvenes es saber que este tipo de situaciones nos ayudan a crecer, nos hacen aprender y sacan nuestro lado más creativo» dice Cruz, quien invita además a que«la experiencia en esta semana sea testimonio, testimonio de resiliencia, de cómo la juventud adventista puede hacer cosas increíbles ante los desafíos que hay cada día. Realmente es un momento desafiante y van a venir más conforme se acerque la venida de Cristo, entonces, son pruebas y es el mejor testimonio que podemos dar, el mostrar que pese a las situaciones, podemos encontrar maneras de ser creativos compartiendo actividades de alto impacto que demuestren cómo nos preocupamos por nuestro mundo y por lo que está pasando».

Noticia anteriorFabrican y donan insumos de protección contra el Covid-19
Noticia siguienteUrgencias: todo médico debe estar preparado para enfrentarlas
Dejanos un comentario