Destacado Misioneros

Prestan ayuda a iglesias de Guadalajara en Súper Misión

Prestan ayuda a iglesias de Guadalajara en Súper Misión 5 abril, 2018Leave a comment
guadalajara

Tres grupos misioneros y un grupo más de jóvenes prestaron servicios especiales a seis iglesias de Guadalajara, Jalisco, como parte de las actividades de “Súper Misión” que se llevaron a cabo de 28 de marzo al 1 de abril.

La iniciativa para este evento surgió de la feligresía y el pastor de la iglesia Circunvalación, del estado antes mencionado, debido a las carencias que se percibían.

Un total de 45 personas de los ministerios para Sordos, Salvación en Símbolos, el Club Medallones y un grupo de jóvenes de la Iglesia Universitaria, se dividieron en seis grupos para atender las iglesias Circunvalación, Miguel Hidalgo, La Esperanza, San Marcos y Cantera.

Parte de las actividades que realizaron, consistió en evangelismo público.

A estas, se les bridó apoyo en limpieza, pintura, remodelación y reconstrucción de sus templos.

Además, se llevó a cabo un plan de visitación a los miembros de la iglesia que estaban alejados o tenían un tiempo considerable sin asistir. Se estima que hubo un total de 15 familias visitadas por iglesia.

Para el sábado, se llevó a cabo una actividad de evangelismo público en el centro de Guadalajara, donde fueron entonados algunos himnos, hubo dramatización, mensajes especiales y educación para la salud para niños y adultos.

Estas actividades fueron complementadas con una aproximación a la comunidad por parte de los jóvenes, para hacer invitaciones a las campañas a realizarse en breve en sus localidades.

Además, algunos jóvenes participaron como oradores de semanas de oración juveniles, “con el objetivo de involucrarlos en el evangelismo”, dijo en entrevista Samuel Cabrera, director de Ministerios Especializados de la universidad.

“Guadalajara es considerada por muchos líderes de la iglesia como la ventana 10/40 de México; una de las áreas más difíciles en crecimiento”, aclaró Cabrera.

Para que estas actividades fueran una realidad, cada joven que participó dio un aporte monetario; las iglesias locales apoyaron con la comida y hospedaje de los participantes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.